Los futbolistas del Saprissa celebran a lo grande hace 15 años el título de la Concacaf del 2005 y el pasaje directo al II Mundial de Clubes en Japón, donde finalmente ingresó al podio, con un histórico tercer puesto en el torneo de la FIFA. De frente, Allan Alemán, Christian Bolaños y Try Bennett; atrás, Pablo Brenes y Juan Bautista Esquivel (foto archivo de Rodrigo Calvo/Concacaf).

La última hazaña internacional de un club del futbol de Costa Rica se presentó hace exactamente 15 años, el 11 de mayo del 2005, cuando el Deportivo Saprissa se convirtió en el último equipo no mexicano que se adjudicó el más antiguo torneo de clubes de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe de Futbol (Concacaf).

El principal conjunto de la capital costarricense, en San Juan de Tibás, San José, rompió paradigmas en esa ocasión al mando del técnico y exjugador, Hernán Evaristo Medford Bryan, y consiguió para sus vitrinas alzarse con el trofeo de la Copa de Campeones de la Concacaf, correspondiente a la temporada 2004-2005.

“Ese equipo que estuvo ese año con el Saprissa era muy completo, con una buena combinación de jugadores de experiencia y de figuras jóvenes. Eso fue fundamental, a nivel futbolístico, para ganar la Concacaf en el 2005”, opinó en el 2012 el exportero José Francisco Porras, uno de los artífices de aquella consagración tica, en una entrevista para el segmento digital Retro Concacaf.

Esto le dio derecho de competir en el II Mundial de Clubes de la FIFA, en diciembre del 2005 en Japón. Allí, en forma histórica, subió al podio detrás del campeón Sao Paulo (Brasil) y el subcampeón Liverpool (Inglaterra).

“El Saprissa quería retomar el protagonismo que había dejado por mucho tiempo y consolidó un equipo. El técnico, Hernán Medford inculcó mucho carácter, al igual que el entonces asistente Óscar Ramírez y el preparador físico uruguayo Marcelo Tulbovitz. Todos coincidimos en que queríamos llegar a ser alguien de nuevo y llevar al equipo a los puestos que merece siempre”, sentenció este mundialista juvenil de Arabia Saudita 1989 y mayor en Japón 2005 y Alemania 2006.

El victorioso resultado en la Concacaf se sumó, entonces, a la pequeña pero significativa colección de trofeos que posee Costa Rica, con seis en la competencia, que la ubica como el segundo país de la región con más títulos, muy lejos, eso sí, de los clubes de México, que poseen 35 campeonatos zonales. Fue el último equipo no mexicano en alzarse con el máximo trofeo de clubes de la región, que se celebra desde 1962.

Aparte de los tres campeonatos de la Concacaf del Deportivo Saprissa (los otros los obtuvo en 1993 y 1995), los clubes ticos poseen dos más con la Liga Deportiva Alajuelense (1986 y 2004) y otro con el Club Sport Cartaginés (1994).

“En aquella oportunidad, el equipo tenía mucho tiempo de no alcanzar objetivos importantes en el campeonato nacional. Tenía hambre de gloria y la llegada de Jorge Vergara (empresario ya fallecido en el 2019, dueño entonces de Chivas de Guadalajara y Chivas USA) le dio una motivación mental a cada uno de los jugadores del club, después de haber vivido momentos económicos muy difíciles, y pudimos llegar a tener los salarios al día y premios especiales”, reconoció Porras, hoy de 49 años de edad, secretario técnico del equipo tibaseño y quien jugó profesionalmente casi dos décadas para cinco clubes ticos, de 1989 al 2008.

En el primer paso al Mundial de Clubes, Christian Bolaños (izquierda) y Jervis Drummond participaron en la victoria 1-0 como visitante del Saprissa ante el Real Estelí FC, de Nicaragua, en octubre del 2004 (foto archivo de Rodrigo Calvo).

El duro camino hacia el último título de la Concacaf

Casi un año antes, en octubre del 2004, el Saprissa entró en la competencia como campeón costarricense. Lo hizo a partir de la segunda ronda de la Unión Centroamericana de Futbol (UNCAF), en la cual venció sin problemas al Real Estelí FC de Nicaragua, por 1-0 en Managua y 4-0 en San José.

“A veces cuando se juega contra equipos como el Estelí, que no tienen el bagaje del Saprissa y Alajuelense de Costa Rica, siempre hay problemas porque no se conoce bien al rival. Fueron partidos muy difíciles y la prueba fue que allá, en Nicaragua, ganamos 1-0, con un gol de penal de Ronald González”, reseñó Porras en la charla del 2012.

La victoria le permitió acceder a la serie final de la UNCAF en Guatemala, que se adjudicaron los anfitriones del Municipal. Los morados fueron los segundos del corto certamen, al empatar 0-0 con el Olimpia de Honduras, derrotar 3-1 al FAS de El Salvador y perder por la mínima, 0-1, ante los rojos del Municipal.

“En este tipo de partidos internacionales, aparte de la dinámica con que hay que jugar, hay que saber usar la cabeza. Y, en esa ocasión, teníamos un equipo muy competitivo que era inteligente, que tenía a muy buenos relevos en la banca de suplentes y jugaba muy directo en la cancha, con Álvaro Saborío y ‘La Bala’ (Ronald Gómez) que arriba hacían diferencia, pero era muy rápido por fuera, en la banda, con (Christian) Bolaños y Try (Bennett)”, admitió el exguardameta morado.

El Deportivo Saprissa superó cuatro rondas clasificatorias hace 15 años, en las zonas de la Uncaf y Concacaf, para avanzar a la ansiada final de la Copa de Campeones del 2005, que se adjudicó en la serie ante los Pumas de la UNAM, México (foto archivo de José A. Pastor).

“Se juntaron varias buenas generaciones del futbol de Costa Rica, con tres contenciones como Randall Azofeifa, José Luis López y Saúl Phillips, el creativo Walter Centeno, jóvenes como el hoy fallecido Gabriel Badilla –ya fallecido– y Cristian Bolaños, con cierto rodaje en la Primera División, y adelante también estaba Alonso Solís. Definitivamente, teníamos un equipazo”, dijo con firmeza el hoy secretario técnico del Saprissa.

No obstante, Saprissa consiguió el boleto para los cuartos de final de la Copa de Campeones de la Concacaf. Ahí le tocó sufrir contra el Kansas City Wizards (Estados Unidos), que tras igualar 0-0 en suelo estadounidense, se puso adelante en San José a falta de 12 minutos, al 78’, gracias al tanto de José Burciaga.

El guardameta José Francisco Porras fue hace 15 años la figura del Deportivo Saprissa en la ruta al título de la Concacaf del 2005. Aquí festeja la clasificación a la final luego eliminar al Monterrey mexicano en las semifinales (foto AP).

Surgió, en esa ocasión, el veloz delantero Gerald Drummond para empatar en el tiempo añadido y darle el pase a los suyos con un nuevo tanto, el 2-1, en el minuto cinco de los tiempos extras.

Las semifinales fueron dramáticas después de empatar en ambos encuentros contra el Monterrey de México. En especial, hay que destacar la igualdad 2-2 en San José, donde Allan Alemán consiguió empatar en forma definitiva a falta de cinco minutos, con un tiro potente desde fuera del área.

El de Alemán fue un golazo, una acción que marcó el espíritu combativo de todo el equipo saprissista, que empezó a sentir que sí se podía ser campeón de la Concacaf.

“Había mucha motivación por jugar contra clubes mexicanos. Cada vez que se iban cerrando las llaves, yo le decía a mi compañero, Víctor Cordero, que teníamos que ganar al Monterrey para jugar por primera vez en el estadio Olímpico Universitario. Y se nos cumplió el sueño”, reseñó José Francisco.

En el juego de vuelta, en Monterrey, Ronald La Bala Gómez se convirtió en la figura del Saprissa, no solo por el gol de penal que consiguió a falta de 19 minutos y que significó el empate 1-1, sino porque su ambición hizo que el club buscara el pase con todas sus fuerzas en los tiempos extras (0-0) y los penales (ganó por 5-3).

“Fue algo grandioso, tuve mucho trabajo y estuve muy concentrado, al punto que en la tanda de penales logré parar uno al argentino (Wálter Daniel) Erviti. Recuerdo, como anécdota, que ‘La Bala’ (Gómez) metió el último penal y salió corriendo fuera del terreno y se confundió, pues se metió en el camerino del rival”, contó Porras.

Los futbolistas del Deportivo demostraron hace 15 años unión, profesionalismo, talento y hasta camadería para superar cada etapa clasificatoria de la Copa de Campeones de la Concacaf, que les ayudó al anexarse el título regional del 2005 (foto archivo de José A. Pastor).

Una final intensa ante Pumas y un grandioso boleto al Mundial

La final de la Concacaf 2004-2005 frente a los Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) fue intensa y extraordinaria. Los universitarios eran dirigidos por el mítico exfutbolista Hugo Sánchez, quien de entrada minimizó las posibilidades de los centroamericanos.

El encuentro de ida en San José, el 11 de mayo del 2005, resultó de escándalo. El 2-0, gracias a los tantos de Cristian Bolaños (21’) y Gabriel Badilla (43’), era raquítico para las ocasiones de gol que había tenido el Saprissa durante el encuentro.

“La clave contra los equipos mexicanos fue que siempre sacamos diferencia en los partidos en casa. Fue importantísimo porque allá, en México, pudimos manejar los partidos más estratégicamente. Como teníamos gente rápida, jugábamos directo hacia Saborío o Gómez, y por fuera llegaba Bolaños, Try o Pablo Brenes, que desbordaban bien. Eso nos permitió ir más tranquilos a México”, admitió José Francisco Porras en la entrevista del 2012.

Había que ir a México, a Ciudad de México, por un resultado que sentenciara la serie decisiva. Los visitantes centroamericanos sabían que la ansiedad podía significar la diferencia en el partido y empezaron a tratar el balón con propiedad hasta que Ronald La Bala Gómez, colocándose entre la zaga mexicana y bien habilitado por Alonso Solís, soltó “un balazo” que el guardameta Sergio Bernal apenas vio pasar, al minuto 33.

Este fue el plantel titular del Deportivo Saprissa, de Costa Rica, que se consagró en el tercer lugar durante el II Mundial de Clubes de la FIFA del 2005, en Japón. Arriba (de izquierda a derecha): José Francisco Porras, Ronald González, Víctor Cordero, Gabriel Badilla, Randall Azofeifa, Álvaro Saborío y Rónald Gómez. Abajo: Wálter Centeno, Christian Bolaños, Try Bennett y Jervis Drummond (foto Informe Técnico de la FIFA del Mundial de Clubes 2005).

“Fue motivante vivir lo que pasó en el estadio Olímpico Universitario, por ser una final de la Concacaf y enfrentar a un equipo muy bueno como Pumas, que giraba en torno a Hugo Sánchez. El previo al juego nos llenaba mucho de emoción. Nos creó un ambiente de motivación y concentración extra, porque la mentalidad fue que nunca nos dimos por menos ante los mexicanos”, apuntó Porras.

A partir de entonces, el partido se transformó en un asedio sobre la portería de José Francisco Porras, quien posiblemente realizó uno de los mejores encuentros de su vida, pese a la derrota final por 1-2, con los tantos locales de Joaquín del Olmo (66’) y Leonardo Augusto (90’).

“Nos la creímos y fuimos campeones. En mi caso tuve dos o tres paradas importantísimas. En una, entre mucha gente, logré sacar la bola con la mano izquierda cuando ya era gol. La celebración fue muy bonita ante muy pocos ticos, con un pequeño sector de nuestra barra oficial, La Ultra. Se dieron cosas importantes como la fe que nos tuvimos los jugadores y la dirigencia, porque se habían hecho camisas como campeones de Concacaf”, dijo el héroe del juego en México.

“La conquista –prosiguió Porras– fue interesante pues se dio un paso importante y le demostramos a la región que el fútbol Costa Rica había progresado, con futbolistas que actuaron en el extranjero y sabían lo que es jugar bajo presión. Pese a que México es una potencia y hay rivales fuertes, pudimos luchar contra eso. Hubo satisfacción en el club de que las cosas importantes sí se pueden lograr. Si se trabaja más en infraestructura y en la formación integral y la mentalidad de los jugadores, seremos constantes en estos logros en la vitrina mundial”.

Este fue el diploma oficial que entregó en el 2005 la FIFA al Deportivo Saprissa, campeón de la Concacaf, como tercer lugar y ganador de la medalla de bronce en el II Mundial de Clubes en Japón (Cortesía del Deportivo Saprissa).

De esta manera, hace 15 años, el Deportivo Saprissa no solo ganaba en el 2005 su tercera copa de la Concacaf, al unirse a los cetros que ganó en 1993 y 1995, sino que tenía el tiquete directo para participar en el II Mundial de Clubes de la FIFA, que se llevó a cabo en diciembre de ese mismo año.

En Japón, los morados se hicieron grandes y doblegaron 1-0 en cuartos de final al Sydney FC de Australia, monarca de Oceanía, con gol al minuto 47 por Christian Bolaños –elegido por la FIFA el tercer mejor jugador de este Mundial–. Luego en semifinales fueron goleados 0-3 por el Liverpool de Inglaterra, campeón de Europa, y vencieron 3-2 por el tercer lugar al Al-Ittihad de Arabia Saudita, rey de Asia, tras dos goles de Álvaro Saborío (13’ y 84’, de penal) y uno de Ronald Gómez (88’, de tiro libre).

“Llegamos con mucha ilusión, confianza y motivación para trabajar, con la tranquilidad de ser campeones en el campeonato nacional. Pasábamos por una racha muy buena, con años buenísimos para la institución hasta el 2010. Hubo constancia en los resultados. Fue increíble vivir esa experiencia y nos la creímos de verdad. Ser terceros en un Mundial de Clubes, no todos los equipos lo logran todos los días”, concluyó con orgullo José Francisco Porras, durante las declaraciones que brindó hace ocho años.

Un justo premio en aquella época para el equipo representante de la Concacaf, que igualó la proeza de finalizar tercero del mundo, que también había conseguido el Necaxa de México ante el Real Madrid de España, durante el I Mundial de Clubes del 2000 en Brasil. Después de esa fecha, solo Monterrey FC (México) fue tercero del mundo, en dos ocasiones (2012 y 2019), y Pachuca FC (México), en una oportunidad (2017). Para los saprissistas es un orgullo hasta la fecha todo lo sucedido hace 15 años, en el 2005, con su tercer cetro de la Concacaf e ingresar de tercero al exclusivo podio o cuadro de honor de los Mundial de Clubes de la FIFA.

Jugadores, cuerpo técnico y dirigentes del Deportivo Saprissa festejan hace casi 15 años, el 18 de diciembre del 2005, al obtener un histórico tercer lugar en el Mundial de Clubes de la FIFA, en Tokio, Japón (foto Agence France-Presse, AFP).

Plantel del Saprissa –
Campeón de la Concacaf 2004-2005

Porteros: José Francisco Porras, Fausto González, Keylor Navas, Daniel Cambronero y Kevin Stewart.
Defensas: Gabriel Badilla (fallecido a los 32 años, el 20 de noviembre del 2016), Try Bennett, Víctor Cordero, Jervis Drummond, Juan Bautista Esquivel, José Pablo Fonseca, Ronald González, Andrés Núñez, Reynaldo Parks, Douglas Sequeira, Óscar Seravalli y Daniel Torres.
Mediocampistas: José Luis Puppy López, Wálter Paté Centeno, Rándall Azofeifa, Christian Bolaños, José Francisco Cocha Alfaro, Armando Alonso, Pablo Brenes, Wilson Muñoz y Saúl Phillips.
Delanteros: Gerald Drummond, Ronald La Bala Gómez, Álvaro Saborío, Jorge Alonso Solís, Allan Alemán, Evance Benwell, Érick Corrales, Esteban Santana, Alejandro Sequeira, William Sunsing y Kénneth Vargas.
Director técnico: Hernán Evaristo Medford Bryan.

Ronald González, zaguero morado, se barre para frenar un ataque del Monterrey de México, en acción que sigue el contención José Luis “Puppy” López. El Saprissa eliminó al club azteca en la serie de semifinales de la Copa de la Concacaf 2005 (foto archivo de Rodrigo Calvo).

Campaña del Saprissa –
Concacaf 2004-2005

Zona de Centroamérica, UNCAF.
Segunda ronda, ida y vuelta:

20-10-2004: Real Estelí FC (Nicaragua) 0-Saprissa (Costa Rica) 1.
28-10-2004: Saprissa (Costa Rica) 4-Real Estelí FC (Nicaragua) 0.

Ronda final, en Guatemala.
01-12-2004: Saprissa (Costa Rica) 0-Olimpia (Honduras) 0.
03-12-2004: Saprissa (Costa Rica) 3-FAS (El Salvador) 1.
05-12-2004: Municipal (Guatemala) 1-Saprissa (Costa Rica) 0.

Cuartos de final, CONCACAF.
09-03-2005: Kansas City Wizards (Estados Unidos) 0-Saprissa (Costa Rica) 0.
16-03-2005: Saprissa (Costa Rica) 2-Kansas City Wizards (Estados Unidos) 1.

Semifinales, CONCACAF.
06-04-2005: Saprissa (Costa Rica) 2-Monterrey (México) 2.
13-04-2005: Monterrey (México) 1-Saprissa (Costa Rica) 1 (los morados ganaron 3-5 en penales).

Final, CONCACAF.
04-05-2005: Saprissa (Costa Rica) 2-Pumas UNAM (México) 0.
11-05-2005: Pumas UNAM (México) 2-Saprissa (Costa Rica) 1.
Marcador global: Saprissa superó 3-2 a los Pumas de la UNAM.

Juan Bautista Esquivel (centro) y José Luis López cubren la pelota en el duelo en casa contra el Wizards de Kansas City. El Saprissa ganó la ronda de cuartos de final y avanzó a las semifinales de la Copa de Campeones 2005 de la Concacaf (foto archivo de Rodrigo Calvo).

Máximos goleadores –
CONCACAF 2004-2005

Con tres goles: Rónald La Bala Gómez (Deportivo Saprissa).
Con dos goles: Gérald Drummond (Deportivo Saprissa), Ricardo Martínez (C. F. Monterrey), Bruno Marioni (Pumas de la UNAM) y Joaquín Beltrán (Pumas de la UNAM).
Con un gol: Gabriel Badilla (Deportivo Saprissa), Christian Bolaños (Deportivo Saprissa), Allan Alemán (Deportivo Saprissa), Alecko Eskandarian (D. C. United), Joshua Gros (D. C. United), Jamil Walker (D. C. United), Jaime Moreno (D. C. United), Christian Gómez (D. C. United), Jerry Palacios (C. D. Olimpia), Wilson Palacios (C. D. Olimpia), Diego Alonso (Pumas de la UNAM), Joaquín Botero ((Pumas de la UNAM), David Toledo (Pumas de la UNAM), Joaquín del Olmo (Pumas de la UNAM), Ailton Da Silva (Pumas de la UNAM), Leandro Augusto (Pumas de la UNAM), Jaime Lozano (Pumas de la UNAM), Pablo Rotchen (C. F. Monterrey), Carlos Casartelli (C. F. Monterrey), Argemiro Veiga (C. F. Monterrey), Víctor Müller (C. S. D. Municipal), José Burciaga (Kansas City Wizards), Donald Stewart (Harbour View F. C.) y Luton Shelton (Harbour View F. C.).

Víctor Cordero (izquierda) y Try Bennett, del Saprissa, en el duelo sostenido contra el Monterrey, que los morados ganaron 5-3 en penales como visitantes, luego de igualar 2-2 en casa y 1-1 como visitante (foto archivo de Rodrigo Calvo).

Monarcas de la Copa de Campeones y la Liga de Campeones de la Concacaf

Esta es la lista de los clubes campeones de las Copas y Ligas de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe de Fútbol (Concacaf). Después de México, con 37 campeonatos, Costa Rica le sigue en el recuento histórico al ganar este certamen en seis ocasiones, con los triunfos de Saprissa –tres veces–, Alajuelense –en dos ocasiones– y Cartaginés –una vez–.

-TÍTULOS POR PAÍS:

México (37 títulos): Club Deportivo Guadalajara (1962, 2018), Deportivo Toluca (1968, 2003), Cruz Azul (1969, 1970, 1971, 1996, 1997, 2013-2014, 2008-2009, 2009-2010), Atlético Español FC (1975), Club América (1977, 1987, 1990, 1992, 2006, 2014-2015, 2015-2016), Club Leones Negros de la Universidad de Guadalajara (1978 *), Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM– (1980, 1982, 1989), Atlante FC (1983, 2008-2009), Puebla FC (1991), Club Necaxa (1999), Pachuca (2002, 2007, 2008, 2009-2010, 2016-2017) y Monterrey (2010-2011, 2011-2012, 2012-2013, 2019).
Costa Rica (6 títulos): Liga Deportiva Alajuelense (1986, 2004), Deportivo Saprissa (1993, 1995, 2005) y Club Sport Cartaginés (1994).
El Salvador (3 títulos): Alianza FC (1967), Club Deportivo Águila de San Miguel (1976) y Club Deportivo Futbolistas Asociados Santanecos, FAS (1979).
Haití (2 títulos): Rácing Club Haïtien (1963) y Violette AC (1984).
Honduras (2 títulos): Club Deportivo Olimpia (1972, 1988).
Surinam (2 títulos): SV Transvaal (1973, 1981).
Guatemala (2 títulos): Club Social Deportivo Municipal (1974) y Comunicaciones FC (1978 *).
Trinidad y Tobago (2 títulos): Defense Force FC (1978 *, 1985).
Estados Unidos (2 títulos): D. C. United (1998) y Los Ángeles Galaxy (2000).

-TÍTULOS POR REGIÓN:
Norteamérica, con 39 cetros; Centroamérica, con 13; Caribe, con seis.

(*) Campeones del área por zona: Universidad de Guadalajara (México), Comunicaciones (Guatemala) y Defense Force (Trinidad y Tobago) fueron declarados ganadores por región del torneo de la Concacaf, en 1978.

José Francisco Porras, portero del Saprissa, ganó con los morados ocho títulos del Campeonato Nacional, dos Copas UNCAF, una Copa de la Concacaf y un tercer lugar en el Mundial de Clubes de la FIFA (foto Agence France-Presse, AFP).

LOS PARTIDOS DEL RECUERDO

JUEGO DE IDA: SAPRISSA 2 – PUMAS 0

Fecha y hora: Miércoles 4 de mayo del 2005; 8:05 p. m.
Estadio: Ricardo Saprissa Aymá, de San Juan de Tibás, San José.
Goles: 1-0 (minuto 21): Cristian Bolaños (Saprissa), asistido por Try Bennett. 2-0 (43′): Gabriel Badilla (Saprissa), de cabeza, habilitado en tiro de esquina por Alonso Solís.
Árbitros: Brian Hall (Estados Unidos), central; Gregory Barkey (Estados Unidos) y Kermit Quisenberry (Estados Unidos), asistentes.
Alineaciones:
Deportivo Saprissa (Costa Rica): José Francisco Porras; Try Bennett, Víctor Cordero, Gabriel Badilla, Jervis Drummond y Juan Bautista Esquivel; José Luis Puppy López, Pablo Brenes (Wilson Muñoz, a los 67′) y Christian Bolaños; Jorge Alonso Solís (Ronald González, a los 82′) y Allan Alemán (Gerald Drummond, a los 77′). Director técnico: Hernán Medford (costarricense).
Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM (México): Sergio Bernal; Joaquín Beltrán, Darío Verón, Israel Castro, Gonzalo Pineda (Ismael Iñiguez, 62), Leandro Augusto, Gerardo Galindo, Jaime Lozano, Joaquín Botero, Bruno Marioni y David Toledo. Director técnico: Hugo Sánchez (mexicano).
Amonestados: Try Bennett (35′), Víctor Cordero (56′) y Juan Bautista Esquivel (72′), en Saprissa; Bruno Marionni (35′), Darío Verón (47′), Gonzalo Pineda (54′) y Joaquín Beltrán (72′), en Pumas de la UNAM.
Asistencia: 17.000 espectadores.
Motivo: Partido de ida de la final de la Copa de Campeones 2005 de la Concacaf.

El gol de Christian Bolaños (fuera de foco) que venció al arquero Sergio Bernal, de los Pumas de la UNAM, México. Fue el primero en la final de la Concacaf, que el Saprissa ganó 2-0 en el estadio Ricardo Saprissa, de San José, en mayo del 2005 (foto sitio “Nacion.com”).

JUEGO DE VUELTA: PUMAS 1 – SAPRISSA 2

Fecha y hora: Miércoles 11 de mayo del 2005; 7:30 p. m.
Estadio: Olímpico Universitario, de Ciudad de México, México.
Goles: 0-1 (32′): Ronald La Bala Gómez (Saprissa), con servicio de Alonso Solís. 1-1 (65′): Joaquín del Olmo (Pumas de UNAM), asistencia de Joaquín Botero. 2-1 (93′): Leandro Augusto (Pumas de UNAM), pase de Marco Palacios.
Árbitros: Kevin Stott (Estados Unidos), central; Chris Strickland (Estados Unidos) y Craig Lowry (Estados Unidos), asistentes.
Alineaciones:
Pumas de la UNAM (México):
Sergio Bernal; Israel Castro, Darío Verón, Gonzalo Pineda, Jaime Lozano, Leandro Augusto, Fernando Espinosa (Marco Palacios, a los 46′), David Toledo (Joaquín del Olmo, a los 46′), Ailton Da Silva, Joaquín Botero (Pablo Bonells, a los 80′) y Diego Alonso. Director técnico: Hugo Sánchez (mexicano).
Deportivo Saprissa (Costa Rica): José Francisco Porras; Try Bennett, Víctor Cordero, Jervis Drummond, Gabriel Badilla y Juan Bautista Esquivel; José Luis Puppy López, Christian Bolaños (Saúl Phillps, a los 76′) y Walter Paté Centeno (Andrés Núñez, a los 93′); Alonso Solís (Allan Alemán, a los 69′) y Ronald La Bala Gómez. Director técnico: Hernán Medford (costarricense).
Amonestados: Ailton da Silva (50′), Gonzalo Pineda (58′), Leandro Augusto (61′), Israel Castro (75′) y Diego Alonso (89′), en Pumas de la UNAM; Try Benneth (34′) y Christian Bolaños (50′), en Saprissa.
Expulsado: Allan Alemán (73′), de Saprissa.
Asistencia: 17.000 aficionados.
Motivo: Partido de vuelta de la final de la Copa de Campeones 2005 de la Concacaf, cuyo resultado dio al Saprissa el título de la región por tercera vez en su historia y la clasificación al Mundial de Clubes 2005, en Japón; allí ocupó el tercer lugar en diciembre de ese año.

GALERÍA DE FOTOS:
LA ÚLTIMA NOCHE GLORIOSA DEL SAPRISSA EN LA CONCACAF

FUENTES CONSULTADAS: Páginas oficiales de la Concacaf y del Deportivo Saprissa; “Libro Morado”, de José Antonio Pastor (2010); periódico “La Nación” y el sitio web “Buzón de Rodrigo”; las agencias de noticias AFP, AP, EFE, DPA y AP; YouTube; Teletica Canal 7.

Artículo anteriorEl placer de asistir al Estadio Nacional
Artículo siguiente¿Por qué Alajuelense no asistió al Mundial de Clubes 2004?
Tiene 41 años de ejercer el periodismo deportivo. Estudió en la Universidad de Costa Rica, graduado en 1989. Laboró en Radio Monumental, Deportes Repretel y la oficina de prensa del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura, IICA. Estuvo ligado por tres décadas al Grupo Nación, en la revista deportiva “Triunfo” y los periódicos “Al Día” y “La Nación”. Ha colaborado para medios especializados de la FIFA y en Centroamérica, Caribe, México, Estados Unidos, Canadá, Colombia, Argentina, Brasil, España e Italia. Obtuvo el Premio Nacional “Pío Víquez” de Periodismo en el 2007 y dos veces el Premio “Jorge Vargas Gené-Óscar Cordero Rojas". Su especialidad son temas de historia y estadística del deporte nacional e internacional. Desde 1995 escribe la columna “Buzón de Rodrigo” y desde 1989 es corresponsal del semanario deportivo “France Football” de Francia. Integra la Federación Internacional de Historia y Estadísticas de Futbol en Alemania y a partir del 2007 es miembro del jurado mundial del “Balón de Oro”, de la revista “France Football". Escritor de múltiples obras deportivas, como la colección "Aventura Tricolor: Mundial de Italia 1990, "Tiempos de Selección" (1997), "La Copa Mundial de Fútbol (1998), "100 años de Deportes" (1999), "Huellas del Fútbol Tico" (2009), "Legionarios" (2012), "CSH-100: ¡El equipo que nació Grande! 1921-2021" (2021) y "Crónica del Centenario 1921-2021" (2021).